Días de relax

18.04.2019

Al fin disponemos de unos días de descanso para cargar las pilas. Después de tener días locos, ajetreo, responsabilidades, apetece tomar unos días de relax, de autocuidado, de tiempo para dar paso al disfrute al fin y al cabo.

Una escapada, una velada, una cena entre amigos, algo que nos ayude a conectar con lo mas placentero de la vida. Además, hoy te propongo un plan mucho más exquisito y excitante, y que se que te fascinará si eres de esos hombres con los que estoy encantada de coincidir en esta magnífica vida.

Un plan inolvidable, un encuentro conmigo. Tú y yo en un restaurante bonito, tranquilo, algo de comer con unas copitas de vino. Hablar de la vida, echarnos unas risas dando paso a una gran complicidad entre ambos. Y luego en tu hotel llega un momento aún más mágico, la experiencia que recordarás durante mucho tiempo con una gran sonrisa en los labios. Allí nos llenaremos de besos embriagadores, caricias excitantes, gemidos infinitos... y más cosas ardientes que ahora sé que tienes en la imaginación igual que yo. ¿A que sí? ;-)